Con 167% anual, la inflación de Venezuela sigue siendo de las más altas del mundo

El Banco Central de Venezuela publicó las cifras de inflación de mayo e indicó que en ese mes subió 6,5% por encima de 4,4% registrado en abril. También que la acumulada se ubica en 23,9% y la anualizada 167,15%.

Venezuela sigue siendo una de los país con la tasa de inflación más alta del mundo con 167%, según la cifra publicada por el Banco Central de Venezuela.

La institución bancaria publicó las cifras de inflación de mayo e indicó que en ese mes subió 6,5% por encima de 4,4% registrado en abril. También destacó que la acumulada se ubica en 23,9% y la anualizada 167,15%.

Otros registros

Esta cifra se compara con las registradas por otros organismos como el Observatorio Venezolano de Finanzas que reportó una variación mensual de 10,1%, lo que representa un aumento de 6,5 puntos respecto a abril, cuando fue de 3,6%.

Al respecto, el OVF detalló que esta aceleración es producto del aumento de 14,8% del tipo de cambio, lo que «se traspasa a los precios de los bienes», que están, en su mayoría, fijados en dólares.

¿Qué dicen los expertos?

En entrevista para La Prensa de Lara, el economista Édgar Urbáez, aseguró que la inflación continuará ascendiendo en Venezuela mientras que no se apliquen políticas públicas que no sean solo de tipo monetario.

Asimismo, acusó al gobierno de Nicolás Maduro de «maquillar las cifras», lo que impide que haya un porcentaje real del margen de inflación del país.

«No hay una regla estricta que explique el por qué bajó o subió dos o tres puntos.

Lo que se predice en el caso venezolano es que mientras no se tomen medidas integrales, y no solo de tipo monetario, sino fiscales, económicas, crediticias, monetarias, etc., porque la economía es integral, la inflación seguirá subiend.

Y a esas cifras tampoco hay que darles mucho crédito porque el gobierno las maquilla y cada sector usa una metodología distinta, por lo que no se sabe la cifra real», denunció.

Estimación del FMI de la inflación anual 2022

La economía mundial está experimentando una inflación sin precedentes en lo que va de siglo. Según las previsiones de abril de 2022 del Fondo Monetario Internacional (FMI), la tasa de inflación podría promediar en un 7,4% a nivel global este año. Las economías emergentes y en desarrollo serán las más golpeadas por este aumento generalizado de precios, ya que se espera que registren un 8,7% de inflación. En las economías más avanzadas, este porcentaje se situaría en un 5,7%, una cifra mucho más alta que la registrada en los tres años anteriores a la pandemia, cuando no superaba el 2%.

Las causas de este fenómeno, que solía ser un problema propio de economías de bajos ingresos o con serias crisis económicas, radican en varios factores. Según el análisis del FMI, entre ellos se encuentran el gran aumento de la demanda en 2021, año en el que también se vio limitado el suministro de productos por las restricciones y la escasez de trabajadores.

Como si fuera poco, la guerra de Rusia en Ucrania contrajo aún más la disponibilidad de materias primas y provocó un aumento de los precios de los alimentos y la energía. Por estos motivos, se espera que la inflación continúe siendo un problema en los años venideros.

Como muestra este gráfico de Statista, ningún país del mundo tendrá más inflación que Venezuela este año, donde podría alcanzar un 500%. Sudán sería la segunda economía más afectada, con una tasa de más de 245%.

seguida por Zimbabue (86,7%), Turquía (60,5%), Yemen (59,7%) y Argentina (51,7%). A Rusia, embarcarse en una guerra en su país vecino podría costarle un 21,3% de inflación en 2022, una de las más altas del mundo.

En Estados Unidos, los precios podrían aumentar un promedio de 7,7% este año, casi el doble de lo registrado en 2021 y seis veces más que en 2020. A su vez, Japón y China ostentarían dos de las menores tasas de inflación en 2022, con tan sólo 1% y 2,1%, respectivamente.

Noticias Diarias

Deja un comentario